La oposición, con lista única a la Magistratura

0
166

Radicales,el FAP, el PRO y una parte del PJ disidente avanzan en esta estrategia. El acuerdo es para eludir el cepo electoral que sancionó el oficialismo.

  • 28/05/2013 00:01 | Mario Fiore (Corresponsalía)

politica-7_2

Buenos Aires. La decisión de la gran mayoría de la oposición está tomada: presentará una lista única de candidatos al Consejo de la Magistratura en caso de que la Justicia no acepte declarar inconstitucional la ley que dispone la elección por voto popular de los consejeros. La nómina que está en discusión entre radicales, el FAP (socialismo), buena parte del peronismo disidente, el PRO (macrismo), un sector de la Coalición Cívica y partidos minoritarios estará integrada por “notables” y personalidades relacionadas con la lucha por una Justicia independiente y sin vínculo con partidos políticos (ver Infografía).

“Ese tema diría que ya está decidido. Hay acuerdo para una sola lista”, indicó el presidente del bloque de diputados radicales, Ricardo Gil Lavedra. “Estamos trabajando en una lista de unidad de toda la oposición, que lleve candidatos al Consejo de la Magistratura que no estén vinculados a los partidos políticos y que sean reconocidos por la sociedad por su defensa de la Justicia y de los valores republicanos”, sostuvo a su vez la diputada socialista Alicia Ciciliani, mano derecha de Hermes Binner.

El presidente del interbloque Frente Peronista (donde está el delasotismo), el diputado Enrique Thomas lo ratificó: “Estamos trabajando en una boleta corta, que lleve sólo los candidatos al Consejo. El kirchnerismo se llevará la derrota más grande de su historia”, auguró.

La idea central es que el acuerdo sólo alcance a la lista para la Magistratura y dejar librado a las distintas situaciones electorales provinciales las alianzas para las listas de senadores y diputados nacionales.

Ayer comenzaron las reuniones entre los apoderados de los distintos partidos para ver cómo concretar el acuerdo en torno al Consejo de la Magistratura. No hay mucho tiempo: el 12 de junio vence el plazo para inscribir alianzas y el 22 de junio es el cierre de listas.

Las dudas que hay es si colocan como sello sólo uno de los partidos o arman un frente electoral con varios partidos, porque estiman que, de presentar como sello una sola fuerza política, podrían arriesgarse a tener mínimos recursos financieros y pocos minutos en TV, que según la ley de reforma política de 2009, se distribuye teniendo en cuenta el desempeño en la elección anterior, en este caso, la de 2011.

La ley promulgada ayer impide la presentación de listas espejo (los mismos candidatos pero por diferentes partidos no aliados) y exige para abroquelar las boletas de consejeros al tramo de legisladores nacionales constituir un frente electoral con la misma denominación en al menos 18 de los 24 distritos, algo que sólo el kirchnerismo logró en 2011 a través del Frente para la Victoria.

Para saltar este cerco, algunos partidos reclamarán ante la Justicia Electoral. Pero si la Justicia no les da la razón, deberán salir a explicar a la ciudadanía que, si quiere votar por los consejeros de la oposición, deberán meter la boleta de consejeros junto a la boleta de diputados nacionales, que estarán separadas en el cuarto oscuro, desventaja que no tendrá el oficialismo.

Pero es casi imposible la unidad de toda la oposición. En el peronismo disidente hay dos posiciones. José Manuel de la Sota, Francisco De Narváez, Hugo Moyano, Roberto Lavagna y Gerónimo Venegas respaldan la lista única. Pero los hermanos Rodríguez Saá quieren llevar al senador Adolfo Rodríguez Saá como candidato a consejero (es abogado), con el sello Compromiso Federal, el mismo que usó su hermano Alberto en las presidenciales de 2011.

Además, se estima que el sector de la Coalición Cívica que aún responde a Elisa Carrió, quien tiene una alianza con Fernando “Pino” Solanas, tampoco participará de esta estrategia de unión para defender la Justicia.

Directo a la Corte

El abogado Ricardo Monner Sans le pidió ayer directamente a la Corte Suprema la inconstitucionalidad de la reforma del Consejo de Magistratura.

Más información

-Oposición y asociaciones profesionales, a la Justicia

-Al menos cuatro amparos en Córdoba

-El Gobierno sólo busca resolver sus problemas