Lanús venció a Arsenal y se prende en la lucha por el título

0
219

 Ganó 2-0 de local, con goles de Pasquini y Silva. “El Granate” suma 25 puntos, igual que su rival, y quedó a cuatro de Newell’s. Los de Sarandí dejaron pasar la chance de ser únicos escoltas.

ARCHI_203318

Entonado tras su reciente clasificación a las semifinales de la Copa Sudamericana, Lanús se alzó este lunes con un triunfo clave para sus aspiraciones de prenderse también en la lucha por el campeonato local, al vencer 2 a 0 a Arsenal en casa, en el cierre de la decimoquinta fecha del Torneo Inicial 2013 de fútbol.

El mediocampista Nicolás Pasquini, a los 37 minutos del segundo tiempo, y el delantero uruguayo Santiago Silva, a los 40 del mismo período, marcaron los goles de Lanús en «La Fortaleza» del sur del Gran Buenos Aires.

El conjunto «granate» logró una trabajosa, pero merecida victoria frente a Arsenal, que jugó con un hombre menos desde los 18 minutos del complemento, y quedó a cuatro unidades del líder y campeón defensor, Newell´s (29 puntos), al igual que el equipo de Sarandí, en la pelea por el título doméstico.

A Arsenal, que inquietó a cuentagotas al fondo de Lanús, especialmente mediante pelotazos al área, se le tornó más cuesta arriba el encuentro tras la expulsión del defensor Hugo Nervo -por doble amonestación- apenas superado el primer cuarto de hora del segundo tiempo, ante un rival que dominaba tanto el balón como el terreno.

El conjunto de Sarandí, que si ganaba este lunes quedaba a solamente un punto de Newell´s, apostó por un mezquino planteo de juego, buscando cerrarse en el fondo para salir de contragolpe y enviando pelotazos al área «granate» en cada pelota detenida, incluso desde la mitad de la cancha.

Tras la expulsión de Nervo, los dirigidos por Gustavo Alfaro se desentendieron casi por completo de la faz ofensiva, tratando de mantener el cero en su arco, pero a ocho minutos del final del partido la estrategia hizo agua y Arsenal se fue de Lanús con las manos vacías.

La visita le concedió al dueño de casa la posesión del balón desde el comienzo del encuentro y Lanús dominó el juego, aunque sin tener profundidad, con Somoza y especialmente el «Pulpito» González comandando las maniobras de ataque desde la mitad de la cancha, pero falto de sorpresa arriba, pese a la voluntad de Pereyra Díaz por la punta izquierda.

Promediando la etapa Silva reclamó mano y penal de parte de Nervo en un centro de Ayala que bajó por el segundo palo, pero el árbitro Jorge Baliño dejó seguir y en la única chance clara de gol de Lanús, Blanco empalmó de aire un córner, pero su remate la salió al medio del arco, donde estaba Campestrini, a los 23.

La mejor ocasión, en ese contexto, la generó Arsenal, que tirando bombazos al área desde la mitad de la cancha casi se pone en venta a los 39, con un cabezazo de Caraglio que Marchesín tapó abajo con las piernas, en el segundo palo.

En el complemento, Lanús buscó más a Pereyra Díaz por la banda izquierda y más decidido que Arsenal a llevarse el partido forzó un par de intervenciones de Campestrini antes de que el ingreso del «Laucha» Acosta, a los 17, comenzara a inclinar la balanza -y el resultado- definitivamente en favor del «Granate».

Un pique de Acosta por el medio generó que Nervo se fuera expulsado por doble amonestación, cuando a los 18, y a criterio de Baliño, lo bajó al delantero de Lanús: en ese tiro libre, el paraguayo Ayala casi pone al local arriba, con un furibundo disparo que enrojeció las manos de Campestrini.

Los cambios que ensayó Guillermo Barros Schelotto terminaron de darle dividendos a Lanús a los 37, cuando el dueño de casa iba e iba tratando de vulnerar a un Arsenal cada vez más atrincherado en defensa y el recién ingresado Pasquini conectó debajo del arco un centro rasante de Ayala -uno de los pocos aciertos del volante en sus pases al área- y marcó el 1-0.

Tres minutos más tarde, una maniobra combinada entre González, Blanco y Silva finalizó en 2 a 0 y partido liquidado para Lanús, con el delantero uruguayo anotando su segundo gol en dos partidos seguidos, tras colaborar en la espléndida victoria del «Grana» la semana pasada en la cancha de River por 3-1, para avanzar a las semifinales de la Copa Sudamericana.

Envalentonado por su actuación en el plano internacional, el conjunto de Barros Schelotto logró un triunfo cardinal este lunes -y ante un rival directo- para sus aspiraciones de prenderse en la pelea por el campeonato doméstico.

En las próximas jornadas, tanto Arsenal como Lanús tienen que enfrentar a los encumbrados Boca y Newell´s, por lo que la lucha por el título permanece abierta cuando restan aún cuatro fechas y 12 puntos en juego en el Inicial 2013.